Ir al contenido principal

Competencias personales para el ejercicio profesional del coaching


Acabo de regresar de un encuentro promovido por HZ Consultoria y Bidari en Vitoria. En él un grupo heterogéneo de personas: futuros profesionales del coaching  y la supervisión, personas del mundo de la consultoría, la educación, el trabajo social, coachs y empresarios hemos podido conversar sobre las competencias personales que pueden facilitar este tipo de acompañamientos.

Hemos hablado especialmente del SER, de la parte más oculta del iceberg que es la persona. De los valores, actitudes y emociones (incluso de las carencias) que pueden facilitar que nos mostremos como profesionales de la aceptación incondicional del otro.

Desde este medio mi agradecimiento a Ricardo Sanchez y a Blas Campos, por la invitación al encuentro. Extensible también a las personas que han facilitado la mesa del World Cafe Fruit (estupendas las cerezas, Dioni) y a todos y a todas con quienes he podido conversar.

Un abrazo.
Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Check-in, check-out y el silencio en las reuniones

En nuestro trabajo pasamos mucho tiempo reunidos. Percibimos muchas de las reuniones como poco productivas y nos sentimos frustrados porque: no sabemos exactamente cuál es el propósito de la reunión, no la valoramos relevante para nosotros yy porque estamos ensimismados en conversaciones privadas (internas) y distraídos con otros temas no relacionados con el encuentro que nos dificultan estar concentrados en la tarea. Si nuestras expectativas no están alineadas con el propósito de la reunión difícilmente podemos mantener debates sinceros, resolver problemas, tomar decisiones y generar compromisos.
Los procesos de check-in (introducción o ritual de entrada) y check-out (cierre o ritual de salida) son herramientas que permiten aumentar la productividad de las reuniones de trabajo. Supone invertir unos primeros minutos de calidad al inicio del encuentro para establecer un contexto compartido que incluye los objetivos de la reunión y la información contextual relevante. Estos procesos ayuda…

Gamestorming: diseñando la caja

Gamestorming: Misión imposible

Para cocrear algo verdaderamente nuevo, debemos poner a prueba los límites. En este juego, las personas participantes tomarán un diseño, un proceso, producto, evento o una idea que ya exista o a valorar, y cambiarán un aspecto fundamental que la convierte en imposible de funcionar y ser viable.  Por ejemplo: “¿Cómo produciríamos un X... en un día?”“¿Cómo creamos un X... sin Y?”“¿Cómo sería un X... sin Y?”
La pregunta debe formularse al grupo como un desafío Durante los siguientes treinta minutos los participantes trabajarán en parejas o en pequeños grupos, y desarrollarán enfoques para cumplir con ese imposible.